viernes, 17 de agosto de 2007

La pobreza No puede esperar "reflexionemos en el Mes de la Solidaridad"

Cuando la Música, se convierte en un medio para llamar la atención y sensibilizar al mundo por ciertos errores que se cometen, voluntarios e involuntarios y en que los artistas con su bendita sensibilidad nos hacen ver, debemos hacerlo público, debemos promocionarlo, e aquí diferentes talentos musicales que nos hacen ver una cruda realidad, que no queremos ver, porque ya sea, que no nos conviene, o simplemente es un medio para negociar las riquezas a costa de la pobreza.
A todos nos duele la pobreza, todos sabemos que existe,pero quien hace algo, nadie ahí sigue y sigue, creciendo por sobre todo, para mi la pobreza no va existir, cuando no hablemos más de Fundaciones para ayuda de la pobreza, cuando no hablemos más de un techo para los pobres o donaciones para los más pobres o trabajo para un hermano, para mi la pobreza ya no existirá cuando todos tengan un techo digno, un trabajo digno, donde todos tengan las mismas oportunidades de estudiar, de medicina,de trabajo, donde no exista la discriminación. En ese momento sabre que se erradicó la pobreza, pero no es tan fácil, por que para los que tienen poder la pobreza es un negocio rentable, con ellas evaden impuestos, aduciendo su generosa ayuda a los más pobres (por supuesto que hay escepciones y muy nobles, pero son excepción a la regla). Hace mucho escribí al ver una familia muy humilde que vendían en la calle, que se sacrificaban por darle estudios y alimentos a sus hijos, una de sus hijas era amiga mía y al ver su pobreza me sentí muy mal, cobijada en mi hogar de niña veinteañera, con todas las comodidades y recordar cuando fui a su hogar y ver que el piso era de barro y las paredes forradas con carton y algunas ventanas con plástico, dolor y sentido de culpa sentí y escribí con cierta impotencia e ingenuidad:

"Detrás de los muros emergen vidas de sueños y esperanzas
de ideas construidas en el aire, de trabajo esforzado y de recompensa mísera.
Ahí están los que por olvido no alcanzaron las migajas del pan repartido,
Los que con los ojos te miran con desdicha y que con tus ojos evitas a sabiendas que con tu prisa esas almas suplicantes quedarán olvidadas por el momento, pero latente en tu consciencia.

No olvides a tu hermano, comparte más allá de lo material que poseas,
comparte su dolor, comparte su alegría y por sobre todo comparte lo que tu posees en tu corazón, el amor de nuestro Señor, que está en todos nosotros, que sólo tenemos que dejarlo salir y compartir.

Ese amor inmenso que El le da a los sin consuelo, El que sólo los mira y los alienta,
El que hace que pongas tu mirada en ellos y abras tu corazón a sus dolencias.
Ese es El, el que te sacude y embriaga tu consciencia, para que reacciones y ayudes a los que nada tienen, sin esperar recompensa, ni reconocimiento terrenal, porque en realidad estas sierviendo a un Amor Celestial.

"La pobreza se erradica promulgando leyes, y equidad en la distribución de los ingresos". Sé que esto no cambiará nada, pero es lo que siento, es lo que me duele y es lo que deseo compartir.

"Recuerdo detener el tema que comienza en forma automática al final de página".